Los valores de la pastora son “Vida, liberta y propiedad privada” y defiende a la iniciativa privada.

¿Cómo Javier Milei y los evangélicos ganan espacios al populismo en Argentina?

Los creyentes están ganando espacios al populismo en Argentina.

La Libertad Avanza, el partido que está ganando notoriedad a nivel América Latina por el avance súbito del candidato Javier Milei es un fenómeno en Argentina. Y para los creyentes evangélicos en ese país

El partido, además de estar conformado por empresarios, dirigentes políticos de distintos partidos, cuenta además con representantes de la Iglesia Evangélica en posiciones clave y que además, lograron sacar resultado en las elecciones primarias argentinas, también llamadas PASO (primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias).

Iglesia políticamente correcta

Tal es el caso del candidato a diputado por la entidad de Tierra del Fuego, Santiago Pauli, que fundó el partido “Republicanos” quien es miembro de la Iglesia Evangélica “Hay vida en Jesús” y su actividad de fe le ayudó a ganar popularidad.

202308141041092e4499330a60d646c098f96c12301e48
Pauli. La fe y la política.

“La iglesia Hay Vida en Jesús organiza charlas con distintos evangelistas, reuniones donde ‘el Espíritu Santo transforma la manera de pensar’. ‘Para que demos a luz los sueños que Dios puso en nosotros. Rompamos techos que nos frenaban o estancaban”, dice la convocatoria a una de las reuniones.

Ganar al populismo

Pauli avanzó con 29% de los votos, 9 puntos más de los 20 que sacó el candidato peronista (del populismo) en esa provincia.

“Me pone contento porque significa que entendemos la responsabilidad que estamos apostando al país”, dijo el evangélico posterior a los comicios.

Pauli buscó cobrar impuestos para fomentar actividad productiva, industrial y comercial, como parte de la propuesta de Milei.

A Pauli se le hace responsable de haber organizado políticamente a la comunidad evangélica de su provincia con su agrupación política. El resultado: la oposición volvió a ganar en una elección nacional en esa provincia que desde 2015 gobierna el peronismo populista.

Por su parte, la mamá de Santiago, Almirón de Pauli es una pastora evangélica de Río Grande de 54 años, que en sus redes sociales se presenta como “madre esposa, abuela y pastora”.

Entre sus valores destacan: “Vida, liberta y propiedad privada”, que al igual que su hijo, defendió el régimen industrial de esa provincia.

Otro liderazgo en Neuquén

Otra candidata evangélica para las elecciones es Nadia Judith Márquez, que busca representar a Neuquén en la Cámara de Diputados. Junto con Pauli, estuvo en el acto del cierre de campaña de Javier Milei.

Autodefinida como “militante pro vida, esposa y madre”, es la actual concejal en Neuquén por el Partido Demócrata Cristiano.

FpycAclWwAIB2Qo

Además Judith Márquez fue la candidata a diputada nacional más votada en la elección primaria de agosto, con el 33.5% de los votos y como candidata de La Libertad Avanza (LLA).

Contra católicos y populistas

Sin embargo, el candidato Milei está levantando ámpula porque está realizando diversos actos políticos en rechazo abierto a la Iglesia Católica y en especial, al Papa Francisco.

Argentina, debido al pésimo manejo de su economía a través de diversos gobiernos, padece de una inflación superior a 113% interanual a julio, y una dura devaluación de la moneda actual.

Por su parte, la revista británica The Economist, critica agriamente al candidato Milei:

“El aspirante quiere privatizar todas las escleróticas empresas estatales, dolarizar la economía y reducir el déficit del país a cero en su primer año, a través de modelos políticos y económicos como Australia, Israel, Irlanda y Nueva Zelanda”.

Durante años, hablar de capitalismo de libre mercado ha provocado la pérdida de votos en la Argentina. Sin embargo, todos los intentos anteriores de liberalizar han fracasado. Sin embargo, si Milei gana las elecciones el próximo mes, el país podría, en teoría, volver a convertirse en un laboratorio de ideas apasionantes que promuevan el dinamismo.

Con información de MDZ Argentina, El País, y The Economist.

Contact Us